Para mí, estas primeras sesiones se resumen en: Más descanso, menos ruido en la cabeza y más tranquilidad.