hombre estrado frente al computador

Según la definición que encontramos en wikipedia, el Estrés es una reacción fisiológica y sicológica del organismo para afrontar una situación que se percibe como amenazante.

De acuerdo a la magnitud de dicha situación, nuestro cuerpo responde con un efecto de rechazo o “huida”. Pero debido a que física y mentalmente no podemos mantener éste estado durante largos períodos de tiempo, se genera una especie de “lucha interna” para tratar de volver a la normalidad. A esto se le conoce como Estrés.

¿Cuáles son los factores que producen Estrés?

Los factores que producen Estrés se les conoce como “estímulos estresores” y pueden clasificarse en dos categorías:

  1. Estresores Biológicos: Aquellos que provocan la respuesta de Estrés debido a su acción fisiológica directa, entre los cuales se encuentran el café, el té, las anfetaminas, etc.
  2. Estresores Sicológicos: Estos se dan, debido a la interpretación o valor que como individuos le asignamos a una situación específica. Dicho valor determina la respuesta emocional y conductual que tendremos para afrontarla.

Actualmente se acepta que existe una serie de padecimientos de origen neurológico, relacionados con el Estrés, como la cefalea, el insomnio, la depresión, la ansiedad, los ataques de pánico, la gastritis, la hipertensión y las úlceras, por mencionar algunos.

¿Cómo podemos tratar el Estrés?

Técnicas de respiración y relajación: Para combatir el estrés se suelen recomendar ejercicios respiratorios de relajación. El objetivo es ejercer un control voluntario sobre la respiración, de manera que la utilicemos como un calmante natural. Esta técnica se suele complementar con:

  • Realizar ejercicios físicos y de recreación.
  • Planificar las actividades diarias.
  • Mantener una dieta saludable.
  • Practicar Yoga.
  • Realizar actividades de contacto con la naturaleza (Senderismo, Baños de bosque).

Neurofeedback: Es una técnica que está tomando mucha fuerza a nivel mundial, tanto por su efectividad como por su metodología no invasiva y natural. Mediante esta, las personas aprenden de una manera rápida y eficaz a lograr un estado de relajación. Esto es posible porque el cerebro se autorregula, lo cual permite adoptar un estado fisiológico y sicológico diferente.

En personas con elevados niveles de ansiedad, el Neurofeedback ha mostrado ser de gran utilidad, debido a que ayuda a mitigar los estímulos estresores que desencadenan el Estrés.

El Neurofeedback, además de ser un tratamiento no invasivo, permite que las personas adquieran el control del problema, por sí mismas. A diferencia de cuando se administran ansiolíticos, ya que además de los efectos secundarios indeseables, nuestro bienestar depende de la ingestión de medicamentos.

Artículo Fuente:

Wikipedia.org